Opinión | Actitud ganadora de cara al futuro

El partido disputado el pasado sábado frente al Osasuna en el Sadar da lugar a una serie de reflexiones de cara a la segunda vuelta de la temporada.

En primer lugar, si lo analizamos desde el punto de vista de la alineación, Sergio González ha realizado un cambio inesperado, y desconocemos si seguirá siendo aplicado. Este cambio, ha suscitado bastante aceptación entre los aficionados y en cierto sentido, tras ver lo sucedido en el transcurso del partido, no parece tan descabellado que se siga insistiendo en este nuevo sistema. Hubo alguna ocasión de gol, aunque se vio como en la segunda parte, por desgaste físico de los jugadores, ya en los últimos minutos, el equipo contrario generó peligro. El trabajo defensivo, bastante bueno. 

 

Otro de los cambios fue la oportunidad que se le dio al recién llegado, Raúl G. Carnero, sin periodo de adaptación al equipo previo, a diferencia de otras nuevas incorporaciones que se han producido en el pasado. Su titularidad, a pesar de ello, en mi opinión fue acertada. Su actuación puede calificarse de buena, teniendo en cuenta que realizo varios centros de notable y una actitud muy proactiva en el campo. Me sorprendió para bien. 

 

Desde el punto de vista de los resultados, siendo este el tema más controvertido y por el que ha habido bastantes críticas desde la afición, podemos decir que se ha sumado un punto y todo lo que sea sumar es positivo. Eso nadie lo pondría en duda, pero esta suma no es en valores absolutos, sino relativos. Los resultados del domingo del resto de equipos con menos puntos, han supuesto, que estemos con una mayor presión de cara a los siguientes partidos. Los equipos que se encuentran por debajo están despertando y eso hace que el Real Valladolid no pueda y no deba relajarse. 

 

Más allá de los puntos, creo que hay que seguir mejorando y que hay tiempo para ello, a pesar de que muchos piensan que ya estamos con un pie en segunda. No podemos caer en el conformismo, pero tampoco podemos criticar en exceso una situación que tiene solución, si se ponen los medios y sobre todo la actitud. 

 

Sabemos que los equipos que están en peligro de descenso, están realizando refuerzos en su plantilla y esto es otro tema que se ha tocado mucho por parte de la afición blanquivioleta, que es exigente por naturaleza. Sin embargo, hay que tener los pies en la tierra, y contar con nuestras posibilidades económicas y con el hecho de que en el mercado de invierno es más difícil realizar fichajes. 

 

Muchos jugadores quieren completar ciclo y temporadas y salvo que se ofrezcan salarios llamativos, y hablamos de 9 a 15 millones de euros y en adelante, pocos querrían moverse de su sitio. Todos sabemos que son cifras que actualmente en club no maneja. 

 

A parte de los temores, a los que la afición tiene derecho a tener, como una posible salida de uno de los mejores jugadores de la plantilla actual, no vendamos la piel del oso antes de cazarlo. Independientemente, de lo que hagan el resto de equipos yo me centraría en lo que nosotros PODEMOS hacer y no en lo QUERRÍAMOS.

 

Lo que si puede hacer el equipo, técnicos y jugadores y también la afición, es adoptar una actitud positiva y de tensión, unos buscando la victoria en todos los partidos, y si contra el Real Madrid también, porque se puede y porque sea rival directo o no, a partir de ahora todos los puntos son cruciales. Otros, los aficionados, animando y exigiendo, siempre con respeto, que nos den una victoria después de tantas jornadas. La mentalidad ha de ser ganadora en cada partido y no dejarse llevar por el conformismo. 

 

A por el pase en Copa y a por los tres puntos el domingo. 

 

News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *