Crónica | CD Alavés – Real Valladolid: La gota que colma el vaso (1-0)

El Valladolid protagoniza otro esperpento más y cae derrotado (1-0) ante un Alavés que fue superior.

Después de la dolorosa derrota ante el Huesca, el Valladolid tenía que salir a morder y a por el partido. No hizo ni una cosa ni la otra. El Alavés dominó durante todo el partido y el Pucela no fue capaz de crear nada ni una sola vez. La actitud de 12 los 16 que han saltado al campo no es digna, se salvan Olaza, Kodro, Weissman y Masip. El barco se hunde y cada vez hay más responsables de esta debacle. No sólo el entrenador, sino muchos de los jugadores que saltan al campo.

Los primeros minutos fueron de tanteo, sin ocasiones para ninguno de los dos equipos. El Alavés parecía que estaba con más ganas de ir hacia delante, ya que querían más el balón y los pucelanos esperabann para salir con velocidad a la contra. Aún así, el Pucela no conseguía elaborar en campo rival. En el minuto 14 hubo polémica. Soto Grado y el VAR interpretaron que no era mano de Plano cuando el madrileño saltó con los brazos abiertos, aunque desestabilizado porque podía haber falta.

El partido transcurría muy trabado, con muchas faltas, Soto Grado estaba con ganas de pitar. Eso y el miedo de ambos equipos provocaba que en el minuto 20 no hubiera ninguna llegada con peligro. Lo intentó el Alavés desde lejos, pero los disparos salieron muy desviados. Los de Abelardo estaban mejor colocados y más cómodos ante un Valladolid inoperante en ataque y serio en defensa.

Lo intentaba el conjunto de Sergio por ambas bandas con Hervias y Olaza poniendo centros que acabaron en nada. El Alavés buscaba sacar faltas peligrosas cerca del área y las consiguió, acciones que con el guante de Lucas Pérez son sinónimo de peligro. Se llegó al descanso con 0-0, muy pocas ocasiones, y un Alavés que propone más pero no crea peligro.

Al inicio de la segunda el Real Valladolid presionaba arriba e intentaba tener más el balón, aunque el Alavés era el que llevaba la voz cantante. Gran parada de Masip a un disparo potentísimo de Lejeune de falta. Lo intentó sin suerte Roque Mesa desde el pico del área, atrapó fácil Pacheco. Se animaba el partido nada más comenzar la segunda parte.

Tras los dos primeros tiros a puerta del partido. Luis Rioja remató en semifallo casi en el área pequeña, perdonó la más clara del partido el Alavés. Los vascos seguían llegando por la banda izquierda y el centro atrás de Luis Rioja tuvo que salvarlo Olaza en área pequeña.

Sergio y Abelardo introducían pólvora ofensiva desde el banquillo. Toni, Alcaraz y Kodro. Eso no fue suficiente, ya que en el 65 Joselu mandaba un centro desde la derecha al fondo de la red. Un 1-0 merecido por lo que se estaba viendo en el campo. Al Valladolid, de nuevo, le tocaba remontar.

Tras el tanto el los de Sergio intentaban crear algo con el balón, pero no eran capaces de dar ni 3 pases seguidos. Una falta lejana de Lucas Pérez se envenenó y Masip tuvo que meter la mano para enviar la bola a córner.

Masip realizó un paradón en el minuto 87 a un gran cabezazo abajo del Alavés. El Valladolid a raíz del gol no supo reaccionar ni creó una ocasión clara en los 90 minutos de partido. Lo del Huesca y la derrota ante el Alavés no se lo puede permitir un equipo de Primera División que se juega tanto cada partido.

 

Foto de Juan Manuel Serrano Arce / Getty Images

News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *